Cuando montas una web para tu empresa, hay muchos aspectos que conviene planificar con mucha antelación. Si bien antes era prácticamente imprescindible contar con un programador y un diseñador web, hoy día disponemos de herramientas que hacen muy fácil la creación de una web, aunque son los pequeños detalles los que nos permitirán tener una web de 10.

No todas las páginas web de las empresas poseen la misma calidad; eso luego se observa en la experiencia del usuario, el tráfico y por supuesto las conversiones de objetivos. Veamos qué debes considerar cuando piensas montar una web para tu negocio desde el principio, ya que no es tan sencillo como a veces se cuenta.

Tipo de hosting web

Espero que esto lo tengamos muy claro. No se debe empezar la web de una empresa si no dispones de autonomía para poder subir, bajar, editar y modificar tus ficheros, así como crear bases de datos. Hay plataformas que nos permiten crear webs sin tener que contratar directamente el hosting, pero resultan muy limitadas y no se pueden personalizar tanto como una web de empresa requiere.

Por tanto, necesitas primero un hosting web donde se alojará tu sitio. Es importante observar detenidamente nuestra comparativa hosting y darse cuenta de que no hace falta disponer de un amplísimo espacio si nuestra web es sencilla. Con todo, dispones de mucha escalabilidad para pasar de un plan a otro sin problema.

¿Dominio o subdominio?

Siempre es mejor que utilices un dominio para el sitio de tu empresa, antes que un subdominio. A los subdominios se les pueden dar otras utilidades. Los dominios son para tu página principal. Puedes comprar directamente el nombre de tu marca. Si es muy común, es probable que esté ocupado. Prueba a comprarlo con la extensión .es o .net, si el .com está ocupado. O añadir alguna palabra que pueda encajar, como “tienda” o “servicios”.

Qué CMS utilizar

Website

Si es que piensas utilizar un CMS. Hay quien quiere personalizar al 100% su web, por ejemplo, quienes piensan crear una aplicación en su página, cosas para las que no siempre los CMS de código libre están preparados. Requieren programación, generalmente en PHP. No obstante, la opción más fácil y también bastante eficaz es la utilizar un sistema de gestión.

Hay sistemas de gestión más orientados a las webs de servicios y los blogs: WordPress, Joomla o Drupal. No obstante, también se pueden implementar e-commerce con estos sistemas. Sin embargo, nosotros te recomendamos que si vas a crear una tienda online utilices Prestashop, Magento o alguno específico para e-commerce.

Qué plantilla vas a elegir

La plantilla web se puede instalar fácilmente en nuestro CMS. También hay plantillas de páginas web que no están enfocadas a ningún CMS y están pensadas para personalizarlas directamente trabajando sobre el código fuente. Por ejemplo, páginas en HTML. No obstante, si vas a trabajar con un sistema de gestión, debes considerar si vas a comprar un theme de pago o, por el contrario, te decantarás por uno gratuito.

Nuestro consejo es que trates de personalizar tu web al máximo; para eso, siempre es mejor comprar una plantilla premium. Pero además, conviene tener en cuenta que incluso la plantilla que compres tendrías que personalizarla con los colores corporativos y estilos de la empresa.

¿Cómo vas a personalizar la web?

Una vez comprada la plantilla, tendrás que personalizar la web. Habrá módulos o apartados que no querrás utilizar, y puede que haya otros elementos que quieras incluir y tengas que crearlos de forma manual, trabajando con el código en PHP o HTML. Otro aspecto relevante que puede que quieras modificar serán los estilos CSS. Esta hoja de estilos puedes modificarla para que la web tenga la letra del tamaño y la tipografía que quieras; también para que la web utilice realmente los colores corporativos que mejor encajan.

¿Instalar un blog, sí o no?

Sea cual sea el CMS que vayas a utilizar, te recomendamos que instales un blog también. Los blogs te permiten generar contenido dentro de tu dominio, lo que ayudará a posicionar tu web si los trabajas de forma habitual. Puedes crear tu blog en WordPress y meterlo en un directorio, o en un subdominio blog.elnombredetuweb.com

¿Qué contenidos vas a poner?

Una web sin contenidos no vale nada. No es suficiente con subir un catálogo de productos. Deberás crear contenidos e-commerce e información legal de interés para tus usuarios. Por ejemplo: cómo comprar, política de envíos, gastos de envío, aviso legal, quiénes somos, contactar, comparativa de productos, secciones, categorías, etc.

Es importante generar contenido original y que tu web esté bien enlazada, interna y externamente. Todo esto tiene una importancia muy alta para el SEO de tu página. No uses contenidos duplicados de otras webs. Y por ejemplo, no utilices tampoco las descripciones de producto que te ofrezca tu fabricante por defecto.

¿Estás teniendo todos estos puntos en cuenta para empezar tu web? ¿Crees que dispones de todo lo necesario para ponerla en marcha?