Una de las principales preocupaciones a las que nos enfrentamos cuando tenemos una página es la seguridad. Conseguir un sitio invulnerable ante intromisiones ilegítimas debe ser una de  tus prioridades y el pilar fundamental sobre el que se debe asentar el crecimiento de tu página web.

 

La seguridad de nuestra página puede ser vulnerada de muy diferentes maneras: a través del propio servidor, en nuestro CMS, por culpa de un plugin sin actualizar, por robo de contraseñas, por acción de virus, troyanos o gusanos… Internet es un mundo muy variado también en este campo. ¿Qué puedes hacer entonces para garantizar la seguridad de tu alojamiento web?

 

Mantén tu equipo limpio

Haz continuamente test de rendimiento para saber si tu equipo de servidores está afectado. Mantén en todo momento los ordenadores libres de virus. Si estás trabajando con un alojamiento web modesto, quizá te pueda servir con Avira, un antivirus potente, con una gran base de datos y que se actualiza periódicamente.

 

Actualiza, siempre actualiza

¿Por qué tener una versión antigua de un CMS si nos ofrece menos funcionalidades y es más vulnerable a los nuevos virus que han ido apareciendo? ¿Lo mismo sucede con plugins. Mantén actualizado tu software.

 

Contraseñas

Hay muchos usuarios que no le prestan la atención necesaria a la importancia de las contraseñas. Incluso todavía hay quien se atreve a poner la misma contraseña en su servidor que en el CMS o en su correo electrónico. Lo más recomendable es no hacer jamás esto y cambiar de contraseñas periódicamente. Es importante también acordarse de cambiar las contraseñas cuando un usuario deja de tener acceso.

 

¿Módulos externos?

Son uno de los principales motivos de infección de un CMS y por extensión de los hosting web. Si vas a descargar uno de ellos, asegúrate de que estos módulos de terceros son de fiar y no te van a dar ninguna sorpresa negativa.

 

Proveedor de hosting  fiable

Contrata una empresa de alojamiento web fiable, que te ofrezca las mejores condiciones de alojamiento y una atención y ayuda personalizada en caso de infecciones o de intromisiones ilegítimas de hackers.