Son muchas las empresas que siguen ancladas en el pasado en lo referente a marketing. No se dan cuenta de que los tiempos han cambiado y que la evolución tecnológica es una constante hoy en día. Estas empresas siguen empeñadas en llevar a cabo las mismas tácticas que en el pasado y muchas veces su fracaso se debe a su propia incapacidad para adoptar los cambios que los tiempos demandan. Ahora no vale con abrir la puerta y esperar. Hay que crear un vínculo más fuerte con los clientes. ¿Cómo? Pues con una estrategia de marketing online adecuada.

 

1.- En primer lugar es necesario aclarar que cuanto mejor acotada esté tu actividad, más fácil será llegar a los clientes potenciales. Estudia el mercado detenidamente, descubre las carencias que presenta y las demandas de los usuarios. Analiza la competencia y establece una táctica que te permita llegar a esos brotes verdes que ofrece el mercado. Y recuerda, cuanto más acotado esté tu público objetivo, más fácil te será llegar a él (seguramente será más fácil hacerte un hueco dentro del segmento de zapatillas de running antes que en zapatillas deportivas en general). Este primer paso es el más importante, ya que será el punto de partida de tu empresa y puede marcar tu futuro. Además, estos estudios del mercado y de la competencia deben ser una constante en el tiempo para saber qué rumbo debe tomar tu empresa en cada momento.

 

2.- Crea tu página web. Después de estudiar el mercado y diseñar tu táctica, llega el momento de realizar tu página web. Debe incluir todo lo necesario para el cliente de forma accesible, con una navegabilidad sencilla, con contenidos que atraigan al usuario y que hagan de tu empresa un ente respetado y confiable. Escoge bien el nombre de tu dominio y el tipo de hosting y lábrate una imagen única y original que diferencie a tu web de las demás.

3.- Interactúa con los clientes. Hoy en día tienes 1.000 métodos para interactuar con tus potenciales clientes: artículos en otras webs, banners publicitarios, redes sociales, networking, intercambio de links… De nada sirve ya crear tu web y esperar. La enorme competencia del mundo 2.0 hace indispensable buscar ese trato personal con los clientes que te de ese plus respecto a la competencia. De otra manera, lo más probable es que tu web se ahogue en el océano de internet.

 

4.- Ofrece contenido interesante. Tu web no es suficiente. Debes actualizarla, llenarla de contenidos que ayuden a posicionarla en los buscadores. Casi el 50% de las primeras visitas a una página llegan a través de los buscadores, así que dejarlos de lado sería un gran error.

 

5.- Este último consejo ya depende de lo que ofrezcas en tu empresa, pero es muy recomendable crear concursos, promociones, descuentos, ofrecer un buen servicio técnico… Encárgate de que todo el mundo conozca tus proyectos puntuales, dales fuerza y repercusión (lee los puntos anteriores). Y no te olvides de pedir y mostrar recomendaciones de clientes satisfechos.

 

Con estos 5 pasos básicos podrás empezar a formar una estrategia de marketing interesante.